Según el jefe máximo de esa guerrilla Rodrigo Londoño, alias Timochenko, el armamento fue entregado ayer y obedece a la primera etapa de la dejación total de las armas. A través de sus redes sociales el líder guerrillero aseguró “el 30% de nuestro armamento ha sido puesto en manos de las Naciones Unidas. Las Farc estamos cumpliendo con nuestra palabra”.

La entrega se desarrolló en la zona veredal de Caño Indio en el departamento de Norte de Santander, se tenía previsto la participación del presidente Juan Manuel Santos, pero por compromisos en su agenda el mandatario no pudo asistir a este importante hecho para del proceso de paz.

Las Farc aseguran que “este es el comienzo efectivo de nuestro adiós a las armas, jamás volveremos a emplear la violencia, nuestra única arma será la palabra, lo prometimos y lo estamos cumpliendo”.

Cuando las Farc entregue el 100% de su armamento la misión de ONU deberá inutilizar esas armas, posteriormente fundirlas para que finalmente sean utilizadas en tres monumentos uno en Colombia, otro en La Habana y uno más en Nueva York.
El próximo 14 de junio las Farc harán otra entrega del 30 % de sus armas que quedaran en los contenedores de la ONU.

Leave a Reply